Contenido Reciente


Loading…


Escobar: Paraíso perdido

Sinopsis:
Escobar: Paraíso perdido Andrea Di Stefano dirige esta co-producción franco-belga-española en la que Josh Hutcherson (‘Los Juegos del Hambre’) interperta a Nick un joven surfero irlandés que se va de vacaciones a Colombia para hacer una visita a su hermano. El país es un paraíso: la playa el clima… y María una chica colombiana de la que se acaba enamorando. Ella es la chica de sus sueños. Pero lo que parece tan perfecto se tuerce al descubrir que María resulta ser la sobrina de Pablo Escobar el más importante narcotraficante colombiano.Benicio del Toro encarna al mítico gangster colombiano Pablo Escobar y Claudia Traisac (‘Cuéntame Cómo Pasó’) da vida a la bella María. Escobar: Paraíso perdidoMás que el monstruo en sí mismo lo que ha interesado al arte y al cine como parte de él es lo que de este nos acerca más a nosotros: su cotidianidad. Por descontado que hay una suerte de fascinación artística por los actos del monstruo (y Escobar: Paraíso perdido funciona mejor en esos estallidos de violencia en la aparición del diablo terrorífico bajo la piel de cordero) a todos nos atrae la oscuridad y el Mal en mayúsculas. Sin embargo este no biopic sobre el sanguinario capo de la droga Pablo Escobar se centra mucho más en retratarlo desde su rol familiar desde la familia y desde la controvertida imagen que se construyó entre sus paisanos de una suerte de benefactor.Sí no anda muy lejos este Escobar excelentemente encarnado e impersonado por un Benicio del Toroentonadísimo de los padrinos que dejara Coppola (y sus imitadores) cincelado en lo que respecta a los cánones cinematográficos. Y es asimismo el film de Francis Ford Coppola el que domina las escenas más notables de la película caso del final. Incluso esa progresiva y mefistofélica seducción hacia el lado oscuro del personaje que interpreta Josh Hutcherson podría pagar royalties al camino que Michael Corleone transitaba. En el caso de Michael todo se centraba en el peso de la sangre (la de la familia y la otra que se derrama); en el de Hutcherson todo queda en algo bastante menos interesante y más flojo: el amor. La verdadera historia de Escobar: Paraíso perdido es la del romance teen (tópico edulcorado previsible… erráticamente interpretado/actuado) entre un inocente (bueno bobo sería el término más acertado) turista yanqui y la sobrina del narcotraficante. Desaprovechando el tono vampírico de la propuesta (que queda apuntado: el guiño a El invitado de Drácula de Bram Stoker es evidente) en pro de una especie de Titanic o Romeo y Julieta en una gangster movie desde la órbita cercana de la fotonovela al menos queda la fuerza de Del Toro cada vez (pocas veces) que aparece en pantalla. 

Genero:
Audio:
Calidad:
Formato: